Iglesia de san Andres Villanueva de los infantes
Ciudad Real España

VILLANUEVA DE LOS INFANTES

Villanueva de los Infantes es la primera parada que hicimos en nuestra ruta por varios pueblos de Ciudad Real. Salimos desde el Parque Natural Lagunas de Ruidera, que habíamos estado visitando el día anterior. Villanueva de los Infantes está a poco más de media hora de Ruidera. Con una carga excepcional de maravillas arquitectónicas, está declarado Monumento Histórico-Artístico desde 1974. Nos encontramos frente a uno de los mejores ejemplos del barroco y del renacimiento manchego.

Plaza Mayor Villanueva de los Infantes
Plaza Mayor

Por encima de todo destaca el conjunto monumental de su Plaza Mayor, de principios del siglo XVII. La belleza y singularidad de la plaza es notable. En el lado sur, edificios con balaustradas de madera. En el norte, la iglesia de San Andrés. Y en los otros dos lados, bellas arquerías de medio punto, como vemos en la Casa Rectoral (el Ayuntamiento).

Plaza Mayor Villanueva de los Infantes
Ayuntamiento en la Plaza Mayor

La de San Andrés es la principal iglesia del pueblo. En ella descansan los restos del gran escritor Francisco de Quevedo. Es una iglesia de estilo gótico con tres pórticos, dos de ellos en estilo plateresco. Junto a la iglesia se encuentra el Hospital de Santiago, construido en el siglo XVII. Actualmente alberga una sede municipal.

Iglesia de san Andres Villanueva de los infantes
Iglesia de San Andrés

Saliendo de la Plaza Mayor, por la calle Don Pedro Fernández de Sevilla (entre el Ayuntamiento y la iglesia de San Andrés) está la curiosa Alhóndiga. Se trata de un edificio que albergó la cárcel comarcal. Dentro tiene un gran patio con columnas. En el pórtico se puede ver el escudo de la ciudad.

Casa de la Alhóndiga
Interior de la Casa de la Alhóndiga

Hay que pasear por las calles de alrededor para ver las enormes casas señoriales, construidas durante los siglos XVI y XVII. En sus fachadas de piedra hay escudos esculpidos (más de 250 en toda la villa) y en sus interiores, bellos patios castellanos, que se pueden visitar en el mes de octubre durante las Jornadas de Patios Abiertos.

Casa blasonada Villanueva
Una de las muchas casas con blasones

Saliendo de la Plaza Mayor por la calle Cervantes, encontraremos algunas de las casas más bonitas de Villanueva de los Infantes. Una de ellas, al principio de la calle según dejamos la Plaza Mayor, es la Casa del Caballero del Verde Gabán, construida en el siglo XVI y con uno de los patios manchegos más bonitos de Villanueva de los Infantes, cuadrado y con pórticos sobre columnas toscanas. Se trata de una casa de propiedad privada que posee una fachada de sillería con balcón angular.

Casa del Caballero del Verde Gabán
Fachada de la Casa del Caballero del Verde Gabán

En la misma calle se encuentran la barroca casa cuartel de la Orden de Santiago, del siglo XVIII, cuya fachada nos muestra una puerta adintelada y, en la parte superior, el escudo heráldico de Santiago. Junto a éste, se puede leer «Casa del insigne Real Convento de Uclés cabeza del Orden de Santiago…. Año 1749). También nos encontramos el Convento de las dominicas de la Encarnación, construido en el siglo XVII en estilo barroco pleno, tal y como podemos apreciar en su fachada Así mismo, en esta calle está la oficina de turismo, que alberga un museo gratuito.

Convento de las dominicas de la Encarnación
Fachada del Convento de las dominicas de la Encarnación

Continuando por la calle Cervantes, pasamos el Palacio de la Rebuelta, del siglo XVI y llegamos hasta la plaza San Juan, donde se encuentra el Convento de Santo Domingo, construido en el mismo siglo. Se puede visitar el claustro, así como la celda en la que, el día 8 de septiembre de 1645, falleció Francisco de Quevedo. La entrada es gratuita, pero el horario es limitado. Conviene consultarlo previamente.

Convento de Santo Domingo Celda de Quevedo
Celda de Quevedo

Muy cerca de la oficina de turismo, en la paralela y blanquísima calle Don Tomás el Médico, está la casa de la Pirra, construida en el siglo XVI en estilo renacentista. Posee un balcón corrido haciendo esquina y un patio cuadrado con columnas toscanas, con una escalera imperial cubierta pon una bóveda de media naranja. En esta misma calle vemos buenos ejemplos de escudos blasonados y puertas realmente bellas. También podemos tomar la calle Rey Juan Carlos en la que tenemos el renacentista Palacio de Ballesteros, la casa de Don Manolito y el Convento de las Franciscanas.

Casa de la Pirra
Balcón de la Casa de la Pirra

En la calle Ramón Herrera, que también sale de la Plaza Mayor, tenemos una de las fachadas más bonitas. Se trata de la Casa del Arco, del siglo XVII y cuyo pórtico neoclásico con columnas y escudos heráldicos la hacen muy fotogénica. Se puede intentar visitar el bello patio manchego. Si, como nos ocurrió a nosotros, coincide que en ese momento entra alguna de las personas, se puede preguntar amablemente por entrar.

Casa del Arco
Fachada de la Casa del Arco

Al final de la calle Ramón Herrera debemos girar la izquierda para recorrer otra de las calles con más contenido histórico-artístico. Se trata de la calle de Santo Tomás, en la que encontramos la Casa de los Estudios, construida en el siglo XVI en estilo manierista, donde Francisco de Quevedo dio clases. De dos alturas con jambas dóricas. Posee un bello patio.

Casa de los Estudios
Patio de la Casa de los Estudios

Más adelante encontramos la casa de Santo Tomás y la antigua cárcel de la Inquisición construido en el siglo XVI en estilo renacentista, con una vieja puerta de madera y un escudo sobre ella con una cruz, una calavera y un par de tibias cruzadas. Sólo se conserva la fachada.

Cárcel Casa de la Inquisición
Casa de la Inquisición

Cada año, en el mes de octubre, se celebra la Ruta de los Patios, en la que se pueden visitar algunos de los patios más bonitos de la ciudad.

Patio Casa del Arco
Patio de la Casa del Arco

Se puede dedicar una mañana a visitar Villanueva de loa Infantes, comer allí y continuar después a los siguientes pueblos, cuyas visitas son mucho más cortas en tiempo. Nosotros nos dirigimos a San Carlos del Valle. Se puede aparcar en cualquier calle cercana al centro.

Villanueva de los Infantes
Calle Jacinto Benavente

Qué ver y hacer en Villanueva de los Infantes:

  • Plaza Mayor del siglo XVII.
  • Pasear por la peatonal calle Cervantes y ver sus casas señoriales.
  • Recorrer las calles más representativas: Ramón Herrera, Santo Tomás o Don Tomás el Médico.
  • Ver la tumba de Quevedo en el Convento de Santo Domingo.
  • Mayos a las Damas y a las Cruces durante las noches del 30 de abril y del 2 de mayo, fiesta declarada de Interés Turístico Regional.
  • Realizar la Ruta de los patios durante el mes de octubre.

A continuación os dejo el mapa de la oficina de turismo con todos los lugares a visitar:

Plano Villanueva de los Infantes

1 – Plaza Mayor e Iglesia de San Andrés; 2 – Hospital de Santiago; 3 – Alhóndiga; 4 – Casa de Arco; 5 – Casa de los Estudios; 6 – Casa de Santo Tomás; Casa de la Inquisición; 8 – Convento de Santo Domingo; 9 – Palacio de Rebuelta; 10 – Oficina de Turismo (Museo de Arte Contemporáneo); 11 – Cruce calle Cervantes y calle Jacinto Benavente ; 12 – Casa del caballero del verde gabán; 13 – Casa de la Pirra; 14 – Palacio de los Ballesteros; 15 – Casa de don Manolito ; 16 – Convento de las Franciscanas y plaza de la fuente vieja; 17 – Casa del trbunal de la Inquisición; 18 – Convento de Trinitarios y plaza de la Trinidad.

Datos prácticos:

Se puede aparcar cerca de la oficina de turismo para coger un plano y recorrer el centro, o en alguna de las calles aledañas a la Plaza Mayor y empezar la visita por ella.

¿Dónde comer?

En la misma Plaza Mayor de Villanueva de los Infantes hay varios lugares para degustar platos típicos, como el asadillo manchego, los huevos a la porreta, el asadillo, los galianos y muchos otros. Lo mejor, es que no son caros, a pesar de estar en un lugar privilegiado. Nosotros comimos en uno de ellos: restaurante El rincón de la Plaza.

Alojamiento

En Villanueva de los Infantes hay una buena cantidad de hoteles, posadas y casas rurales entre los que elegir, de diferentes precios. Algunos están muy cerca de la Plaza Mayor.

Qué ver cerca de Villanueva de los Infantes

En los alrededores de Villanueva de los Infantes hay una curiosa visita poco conocida. Se trata del yacimiento arqueológico de Jamila. Aunque no se sabe mucho de este lugar, parece que terminó arrasado por las llamas. Destaca una planta rectangular de unos 55 metros de largo y 35 de ancho que contiene una nave alargada del siglo XII con 14 grandes columnas centrales, al que sólo se podía acceder desde el interior del recinto.

yacimiento arqueológico de Jamila
Columnas del yacimiento arqueológico de Jamila

Si quieres puedes visitar la página del siguiente pueblo (San Carlos del Valle) o ir al menú principal de las escapadas desde Madrid.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back To Top

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies